Muslos de pollo rellenos con calabacín salteado

Receta de muslos de pollo rellenos con calabacín salteado

Ricos rulitos de pollo rellenos de un sofrito de chalota, ajo, carne picada y champiñones. Cubiertos con bacon y acompañados de calabacín. ¡Espectacular!

¿Quieres ver los ingredientes para Muslos de pollo rellenos con calabacín salteado?

Descubre los ingredientes para hacer Muslos de pollo rellenos con calabacín salteado pinchando aquí:

¿Cómo hacer muslos de pollo rellenos con calabacín salteado?

1

Empezamos salpimentado por un lado los muslos de pollo y reservándolos mientras ponemos una sartén antiadherente al fuego con un chorrito de aceite.

2

Cuando esté caliente, añadimos la chalota pelada y picada en brunoise, ponemos una pizca de sal y removemos. Añadimos el ajo laminado fino y cuando la cebolla comience a estar transparente, añadimos la carne picada.

3

Salpimentamos y mezclamos bien para que quede sueltecita. Dejamos que se vaya sofriendo a fuego medio y entre tanto, limpiamos los champiñones y los cortamos en cuadraditos. Los añadimos a la sartén, removemos y dejamos un par de minutos más para que se cocinen.

4

Retiramos el sofrito del fuego y ahora, con mucho cuidado, lo repartimos encima de los muslos de pollo. Los cerramos dando forma de rulito, intentando que no se salga el relleno. Envolvemos cada muslo de pollo con una loncha de bacon y lo fijamos todo atándolo con una lid de cocina.

5

En la misma sartén que hemos hecho el sofrito, añadimos un par de cucharaditas de aceite y cuando esté caliente, marcamos los muslos rellenos. Una vez listos, los pasamos a una fuente de cristal, regamos con un chorrito de vino blanco y los metenemos en en el horno, previamente precalentado a 170ºC y dejamos unos 20 minutos o hasta que veamos que la carne está hecha (bastará con pincharla un poquito).

6

Mientras los muslos se hacen, en la misma sartén de antes (sin lavar, de esta forma aprovecharemos todos los jugos), salteamos el calabacín, que tendremos ya lavado y cortado en dados, con un poquito de pimienta negra y sal.

7

Servimos los muslos de pollo rellenos (sin el cordel) acompañados de los ricos dados de calabacín salteado ¡y comemos de inmediato!

Foto orientativa: Kimberly Vardeman

Nota del autor:

Si quieres hacer aún más completo el plato, puedes añadir a la fuente de los muslos de pollo un par de patatas cocidas y cortadas en trozos, espolvoreadas con hierbas provenzales y un hilito de aceite para que de doren mientras se cocina la carne.

Otras búsquedas relacionadas con "Muslos de pollo rellenos con calabacín salteado"